Velouté frío de calabacín y anchoas

 

Velouté frío de calabacín y anchoas. La salsa velouté tiene su origen en Francia y es un clásico de la cocina. De una textura muy suave y similar a la bechamel, es muy sencilla y rápida de preparar.

Ingredientes para 4 personas:

  • 500 g de pulpa de calabacín
  • 12 anchoas frescas
  • 2 chalotas
  • 2 pizcas de curry fuerte
  • 1 pizca de semillas de cilantro
  • 10 cl de aceite de oliva
  • 10 cl de vinagre de sidra
  • unas pequeñas hojas de salvia
  • 1 pizca de ajonjolí
  • flor de sal
  • pimienta recién molida

Elaboración:

Cortamos la pulpa del calabacín en cubos, sudamos en una cacerola con un chorrito de aceite de oliva. Agregamos las chalotas, las semillas de cilantro, el curry, la sal y la pimienta. Cubrimos con agua solo para cubrir los ingredientes y cocinamos a fuego lento durante 20 minutos.

Mezclamos la sopa, pasamos por un chino para quitar las astillas de las semillas de las especias y dejamos enfriar antes de meterla en el frigorífico.

Marinamos los filetes de anchoa con un chorrito de aceite de oliva durante 1 hora con el vinagre de sidra, hojas de salvia, semillas de sésamo, sal y pimienta.

Cuando esté listo para servir, pinchamos 4 o 5 filetes de anchoa en un palito de brocheta, o mejor aún, una ramita de hojas de romero, colocamos la sopa fresca en un vaso alto y decoramos con la brocheta de anchoa.

Velouté frío de calabacín y anchoas

  • Tiempo de preparación: 20 min.
  • Tiempo de descanso: 1 h
  • Dificultad: media
  • Tipo de plato: Sopas y caldos

 

Te puede interesar: Velouté de calabaza a la trufa

Escribe un comentario

Colaboradores

Tu frutería de calidad
Tu frutería de calidad
DELICATESSEN