Tarta rústica de manzana de la abuela

 

Tarta rústica de manzana de la abuela. Una tarta de manzana con sabores picantes con una masa de trigo sarraceno y semillas de chía. Una tarta de las de antes.

Ingredientes para 6 personas:

Para la guarnición;

  • media botella de vino blanco dulce
  • 30 cl de agua
  • una vaina de vainilla
  • un pequeño trozo de anís estrellado
  • una hoja de laurel
  • la ralladura de un limón
  • 1 cucharada de miel
  • 4 manzanas agrias
  • 1 cucharada de azúcar glas

Para la masa;

  • 170 gramos de mantequilla
  • 100 gramos de harina de trigo sarraceno
  • 160 gramos de harina integral
  • 32 gramos de maicena
  • 1 cucharada de azúcar
  • 1 cucharadita de sal fina
  • 2 gramos de goma xantana
  • 12 cucharadas de agua helada
  • 50 gramos de semillas de chia (remojadas en 30 cl de agua)
  • puré de membrillo

Para el caramelo;

  • 225 gramos de mantequilla dulce
  • 110 gramos de azúcar
  • 10 cl de crema de leche espesa
  • 1 cucharadita de sal (Guérande fleur de sel)

Elaboración:

Del caramelo de mantequilla;

Derretimos la mantequilla con el azúcar y la crema fresca en una cacerola a fuego lento. Removemos y hervimos durante 2 minutos. El caramelo debe espesar ligeramente. Agregamos la flor de sal y dejamos enfriar.

De la masa sin gluten;

Cortamos la mantequilla en dados pequeños. Colocamos en el congelador durante 5 min. Mezclamos las harinas, la maicena, el azúcar, la sal  y la goma de xantana. Vertemos sobre una superficie limpia y seca, hacer un volcán. Agregamos la mantequilla. Trabajamos rápido para que la mantequilla no se derrita. Si la mantequilla se ablanda demasiado, vuelve a poner todo en el congelador durante 5 minutos y comienza nuevamente, hasta obtener una textura cercana al cuscús. Agregamos gradualmente las cucharas de agua helada mientras mezclamos. Luego, al final, agregamos las semillas de chia hinchadas. La idea no es amasar sino lograr una masa apenas mezclada. Una vez que todo encaja, hacemos dos discos aplanados en dos piezas de papel film. Ponemos en la nevera durante 30 min.

Del montaje de la tarta;

Precalentamos el horno a 210ºC. Reducimos el jarabe nuevamente para hacerlo más espeso. Reservamos para el final de hornear la tarta.

Pelamos y cortamos las manzanas en rodajas finas. Espolvoreamos con una cucharada de azúcar. En un molde para tarta con un poco de harina para que no se pegue, ponemos un disco de la masa para forrar el molde.

Extendemos una capa de puré de membrillo en la masa y sobre el puré una capa de rodajas finas de manzana y unas rodajas de membrillo cocido encima.

Dobla los lados de la masa hacia el centro. Ponemos en el horno y horneamos durante 20 minutos. Durante los últimos 5 minutos, pintamos la superficie con el caramelo de mantequilla.

Dejamos enfriar 5 minutos antes de cortar. Servimos con caramelo de mantequilla.

Tarta rústica de manzana de la abuela

 

Te puede interesar: Tarta de manzana y avellanas para el otoño

Escribe un comentario

Colaboradores

Tu frutería de calidad
Tu frutería de calidad
DELICATESSEN