Salmón Jerky, desigual, al estilo de Alaska

Salmón Jerky, desigual, al estilo de Alaska

Una muy apreciada merienda de Alaska, esta receta de salmón es perfecta para aquellos que buscan un bocado inusual y delicioso para comer en cualquier lugar y momento.

El filete de salmón se cura con jarabe de arce, humo líquido y salsa de soja, antes de secarlo a baja temperatura, impartiendo un sabor dulce, ahumado y salado al salmón.

Ingredientes:

  • 550 gramos de lomo de salmón, sin piel ni espinas
  • 100 ml de salsa de soja
  • 1 cucharada de jugo de limón, recién exprimido
  • 1 cucharada de jarabe de arce
  • 2 cucharaditas de pimienta negra recién molida
  • 1 pizca de salsa de pimienta
  • 2 cucharaditas de humo líquido
  • 100 gramos de sal marina gruesa

Elaboración:

Lavamos bien el pescado y luego lo secamos.

Ponemos el salmón en el congelador durante 30 minutos antes de comenzar, esto nos facilitará rebanarlo. Una vez firme, cortamos en filetes de aproximadamente 1 cm de grosor

En un recipiente para mezclar de vidrio o plástico, combinamos la salsa de soja, el jugo de limón, el jarabe de arce, la pimienta recién molida, la salsa de pimienta y el pimentón ahumado. Batimos bien la mezcla

Ponemos las tiras de salmón en el recipiente del adobo, asegurándonos de que cada pieza esté bien cubierta. Transferimos a una bolsa sellable y dejamos que el salmón se marine durante al menos 12 horas en la nevera.

Retiramos el salmón del adobo (descartando el adobo) y secamos con un paño de cocina limpio. Coloque una rejilla de alambre limpia sobre una bandeja para hornear, espolvoreamos las tiras de salmón con sal gruesa por ambos lados y dejamos que se «sequen» en la nevera durante 2 horas.

Precalentar el horno a 75ºC. Eliminamos toda la sal de las piezas de salmón.

Cubra la rejilla con papel de pergamino o una estera de silicona y colóquela sobre una bandeja para hornear limpia. Coloque las tiras de salmón de manera uniforme en la parte superior, con espacio entre cada pieza

Cocinamos el salmón hasta que alcance los 75°C, verificamos esto usando un termómetro. Seguido bajamos la temperatura a 60°C, cocinando constantemente el pescado durante aproximadamente 4 horas y media en total, dando la vuelta a la piezas a la mitad de cocinado.

El resultado final debe ser crujiente por fuera y suave por dentro.

Salmón Jerky, desigual, al estilo de Alaska

¡Es un refrigerio absolutamente delicioso!!!

La receta original es una creación de Rosana McPhee

 

Escribe un comentario

Colaboradores

DELICATESSEN