Ritual e historia del cocido madrileño

 

Aunque el cocido es un plato cuyo origen es judío: procede de la antigua receta de la Adafina, el guiso con verduras y garbanzos judío, los conversos al cristianismo comenzaron a añadirle cerdo: chorizo, jamón… cerdo en sus diferentes versiones… para demostrar que se habían convertido al cristianismo y no era necesario expulsarlos de la península. Ritual e historia del cocido madrileño

Extendido por toda España, casi en cada provincia, se puede rastrear un cocido diferente dependiendo de las verduras y carnes que se den en esa región. Pero si algo diferencia, en este mapa del cocido nacional, a unos cocidos de otros es en la forma de servirlo de cada una de las regiones.

 

 

“En el madrileño se sirve todo aparte. Primero una sopa de fideos. En Rte. La Bola de Madrid cuando el puchero llega a la mesa también se acerca un plato con fideos y se echa el caldo en los fideos para tomarte la sopa. En un segundo vuelco, se echan los garbanzos, la carne y las verduras”, explica Mara Verdejo.

Sin embargo, por poner un ejemplo, el cocido Maragato se sirve al revés, primero las carnes, y lo último, la sopa. “La explicación es que cuando se estaba en guerra con los franceses, las tropas solían comerse primero la carne por si les pillaba desprevenidos irse con el estómago lleno”,

Ritual e historia del cocido madrileño

Fotos: Rte. La Bola

 

Escribe un comentario

Colaboradores

DELICATESSEN