Pavlova de coco con mango y kiwi

 

Hay personas con tanto carisma que son capaces de inspirar un postre. Este es el caso de la célebre bailarina rusa Anna Pávlova a principios del siglo XX y fue fuente de inspiración del pastel conocido como la pavlova. Hoy va,os a preparar Pavlova de coco con mango y kiwi

Dos países se disputan la propiedad de esta receta, Australia y Nueva Zelanda. Crujiente por fuera y cremosa por dentro, un homenaje muy exquisito a una bailarina que asombro al mundo.

Ingredientes para 4 personas:

  • 8 pequeños merengues redondos
  • 20 cl de crema liquida
  • 10 cl de crema de coco
  • 20 gramos de azúcar en polvo
  • 1 mango maduro
  • 2 kiwis
  • ½ granada
  • 1 limón

Elaboración:

Preparación de la fruta;

Pelamos el mango y los kiwis, cortar en rodajas o en cubos. Desgranamos la media granada. Fuera de temporada de la granada, podemos usar en conserva.

Preparación de la crema batida;

Batimos la crema líquida y la crema de coco, muy fría, agregamos el azúcar y batimos durante unos segundos más hasta obtener una crema batida firme. Reservamos.

Ponemos los merengues en forma de un pequeño volcán, en el centro de unos platos de postre. Ver receta de merengue

Rellenamos los pequeños volcanes de merengue con la crema batida que tenemos reservada, colocamos la fruta en la parte superior,

Rallamos la cáscara de limón sobre la parte superior y reservamos en el frigorífico hasta que esté listo para servir.

Pavlova de coco con mango y kiwi

  • Dificultad: muy fácil.
  • Tipo de plato: Postre

Anna Pavlova

(San Petersburgo, 1882 – La Haya, 1931) Bailarina rusa. Inició sus estudios en 1891, a la edad de diez años, en la Escuela de Ballet del Teatro Marinsky de San Petersburgo con Pavel Gerdt, Christian Johansson y Eugenia Sokolova. Debutó en la compañía el 1 de julio de 1899 con La Virgen Vestal. Fue partidaria de las reformas introducidas por Fokine, y aspiraba a una interpretación de la música en sus bailes.

Datos biográficos

 

Escribe un comentario

Colaboradores

DELICATESSEN