Paella a la canadiense o cómo la destrozan

 

Yo pensaba que ya no se hacían estas cosas. El verano está a la vuelta de la esquina y con él, las paellas. Paella a la canadiense o cómo la destrozan. «Todo un insulto a la gastronomía española».

Arroz con un buen ‘socarrat’ hecho en un fondo de pescado, marisco, productos de la huerta o algo de carne son solo algunos de los ingredientes que pueden (y deben) formar parte de esta receta tan nuestra que hace las delicias de quien lo prueba. Sin embargo, según un restaurante de Ottawa (Canadá) llamado The Red Apron, la mayoría de estos sobran, pues lo que realmente debe llevar una paella (¡de más de 20 dólares canadienses!) es un poquito de arroz, chorizo, gambas cocidas, guisantes, pimientos rojos asados y tomates. Así lo publicaban en su cuenta de Twitter hace unos días, orgullosos del resultado, pero la acogida no ha sido tal y como imaginaban.

Como cabía esperar, las respuestas a este «inocente» tuit no han tardado en llegar (y han sido más de 1.700). Y es que hay cosas con las que es mejor no jugar si quieres mantener la dignidad, y los tuiteros españoles han demostrado que la paella es una de ellas: si no sabes cómo preparar una, mejor no lo intentes… Harás el ridículo y serás carne de cañón para las bromas en redes sociales.

 

 

La paella, la receta más estropeada

Según un estudio de Croqueta Rica, la paella es uno de los bocados españoles más internacionales y, también, uno de los más reproducidos en el extranjero. Sin embargo, la manera de entender esta receta dista mucho de la visión tradicional y, lejos de respetar los pasos de los valencianos, se ha convertido en el plato más estropeado de la gastronomía nacional, junto con el gazpacho, la fabada y los churros, entre otros. Así, es habitual verla decorando una pizza, en sándwich y, por supuesto, con buenas dosis de chorizo picante, al más puro estilo Jamie Oliver. 

Paella a la canadiense o cómo la destrozan

heraldo.es

 

Escribe un comentario

Colaboradores

DELICATESSEN