Fritada aragonesa del recetario clásico

 

La fritada (también denominada pisto o firigolla) es uno de los platos indispensables de la cocina aragonesa. Hoy vamos a cocinar una Fritada aragonesa

Este plato destaca por la versatilidad de sus formas de preparación, ya que según la temporada,. invierno o verano, hará que intervengan un diferente tipo de verduras. Por ejemplo la fritada de verano se centra en esta época por la frescura del tomate y el pimiento. En otras ocasiones, además de hortalizas, también se incorpora huevo escalfado, trocitos de jamón, tocino o caracoles, entre otros. En esta receta la variedad y las combinaciones están servidas.

Ingredientes para 4 personas:

  • 2 calabacines medianos
  • 2 cebollas
  • 2 patatas
  • 2 lonchas de papada de tocino
  • 2 pimientos verdes
  • sal
  • 1 dl. de aceite de oliva

Elaboración:

Troceamos la cebolla y ponemos en una sartén a fuego medio hasta que esta comience ligeramente a dorarse. Bajamos la intensidad del fuego y añadimos el pimiento, troceado del mismo modo, en daditos.

Trascurridos unos minutos ponemos el calabacín cortado a trozos pequeños y tapamos la sartén.

Cortamos las patatas y ponemos a dorar en otra sartén. Añadimos en la misma la papada de tocino cortada a tacos.

Finalmente mezclamos los ingredientes de las dos sartenes y servimos.

Fritada aragonesa

¡Receta de la gastronomía aragonesa!!!

 

Escribe un comentario

Colaboradores

DELICATESSEN