Controversia con las algas, ¿son recomendables?

 

Estos últimos años se han puesto de ‘moda’ el consumo de algas, costumbre venida de Japón, China…, Se apunta a sus bondades por la enorme cantidad de minerales, fibra y, en algunos casos, proteínas, también por su B12, pero se ha comprobado que esta no es asimilable por nuestros intestinos. Controversia con las algas, ¿son recomendables?

Pero hay que tener ciertas precauciones, veamos cuales:

La Agencia Europea de Seguridad Alimentaria e incluso el Ministerio de Agricultura español, desaconsejaron el consumo diario de pescado, situándolo en 1-2 veces y no más de 3-4, ¿por qué?, por la contaminación de los mares y océanos especialmente por metales pesados como el arsénico. Si esto pasa con el pescado (sobre todo atún, pez espada, caballa, mero, panga) imagínate con las algas que son filtros marinos, todavía se están realizando estudios al respecto, esperamos pronto conclusiones, pero todo apunta que los niveles de arsénico y otros metales serán altos.

En algunas ocasiones se nos han presentado como agentes que ayudan a limpiar posibles metales acumulados en nuestro organismo, no hay pruebas concluyentes sobre esto. Especialmente rica en arsénico es el alga hiziki. Francia es el único país europeo que ha establecido una legislación para la venta de algas y sus productos derivados teniendo en cuenta el grado de contaminación.

Son un alimento con un altísimo contenido en sodio, que como ya hemos visto en muchas ocasiones, ese exceso de sodio (aunque sea natural), puede derivar en problemas de hipertensión, cardiovasculares, etc. Unos 100 gramos de algas contienen 2.300 mg de sodio, duplicando el alimento natural y común con más sodio que es el queso, cierto que solemos tomar mucha menos cantidad.

Pero sin duda actualmente se está centrando su problemática en su alto contenido en yodo, comprobadísimo en personas con problemas de tiroides, así como su interacción con algunos medicamentos, tendrías que preguntar a tu médico si tomas algún tipo de medicación, sobre todo anticoagulantes, tampoco con problemas autoinmunes. Para que te hagas una idea 1 gramo de alga wakame excede en 5 veces el consumo de yodo recomendado, que podría desequilibrar el funcionamiento de la tiroides. [Os dejo un artículo científico sobre este asunto concreto]

¿Entonces por qué en Japón las comen sin problemas?

Muy sencillo, llevan miles de años tomándolas y su flora intestinal está capacitada para digerirlas y absorber el exceso de yodo, por eso no provocan el mismo efecto que en unos intestinos europeos.

¿Esto quiere decir que no debemos tomar algas?

No es un alimento imprescindible, tampoco hay cantidades oficiales estipuladas, pero si las quieres tomar, no lo haría más de 1 o 2 veces en semana y no más de 2-3 gramos en seco cada vez, es decir, como un pequeño complemento de un plato, por ejemplo una sopa, una ensalada… ya que tienes algunos beneficios como su alto contenido en calcio y hierro. Evitaría su consumo en niños (se han descubierto casos de intoxicación por exceso de arsénico, en las algas, sino en suplemento de concentrados de algas) y personas mayores por el tema de la hipertensión.

Controversia con las algas, ¿son recomendables?

Nutrición Práctica

Foto: Pixabay

 

Escribe un comentario

Colaboradores

DELICATESSEN