Condenan a Lidl a retirar su robot de cocina por violar la patente de Thermomix

 

Condenan a Lidl a retirar su robot de cocina. El Tribunal Mercantil de Barcelona ha ordenado a la multinacional Lidl retirar todos sus robots de cocina del mercado, al considerar que ha infringido la patente de Thermomix por implementar de forma infractora las características de Thermomix en su máquina Monsieur Cousine.

Una sentencia hecha pública por el Tribunal Mercantil de Barcelona ha ordenado a Lidl a retirar todos sus robots de cocina del mercado, al considerar que ha infringido la patente de Thermomix. Según publican varios medios de comunicación, en la sentencia, el tribunal explica que la empresa Vorwerk, fabricante de Thermomix, cuenta en España con toda la protección de las características de su robot de cocina. Y considera que Lidl, empresa demandada en este litigio , implementó de forma infractora las características de Thermomix en su máquina Monsieur Cousine.

El litigio se centraba en el presunto plagio de la Thermomix por parte de Lidl que alega Vorwerk, el grupo fabricante de la máquina. Por su parte, Lidl aseguraba que su robot de cocina no infringía los derechos de Thermomix, y de hecho formuló una contrademanda para que el juez anulara la patente de Vorwerk por «falta de novedad» respecto a máquinas similares comercializadas antes que ésta, algo que descartan los magistrados.

El juzgado condena a Lidl a cesar la importación, almacenamiento, ofrecimiento y comercialización de la maquina Mousieur Cousine Connect, y a retirar del mercado todos los ejemplares de la misma que estén en su poder y en el de sus distribuidores. También deberán deshacerse del material publicitario y promocional, incluyendo el alojado en Internet, que deberán destruir.

Según explica el tribunal, el robot de Lidl constituye «una violación de los derechos de exclusiva que se derivan de la patente española» titularidad de Vorwerk. Por eso, además de ordenar el cese de la comercialización del modelo de Lidl, le obliga a «abstenerse en lo sucesivo de importar, almacenar, ofrecer y comercializar máquinas de cocina que respondan a las características» de esa patente.

El Juzgado Mercantil número 5 de Barcelona considera que la patente del archifamoso robot de Vorwerk es «válida» al concurrir en ella los requisitos de «novedad y actividad inventiva», mientras que el robot de Lidl «reproduce todas y cada una de las características» de la Thermomix, por lo que, con su venta, el grande de la alimentación «está realizando actos de explotación directa de dicha invención prohibidos».

Indemnización

La multinacional alemana de supermercados también deberá indemnizar al fabricante de Thermomix por los daños y perjuicios causados. Dicha cifra todavía no ha sido fijada, sino que se establecerá en la fase de ejecución de esta sentencia.

La cadena de supermercados puede recurrir la sentencia ante la Audiencia de Barcelona y después ante el Supremo, pero Lidl deberá cumplir con lo dictado por el tribunal catalán. Si no lo hace voluntariamente, Vorwerk puede solicitar su ejecución provisional. Solo queda determinar hasta la firmeza de la sentencia las cantidades a abonar por daños y perjuicios.

Condenan a Lidl a retirar su robot de cocina

 

Te puede interesar: El nuevo modelo de Thermomix TM6 se presenta en junio

Escribe un comentario

Colaboradores

Tu frutería de calidad
Tu frutería de calidad
DELICATESSEN