Arroz seco o arroz meloso: trucos para prepararlos

thumb

 

En muchas ocasiones no tenemos muy clara la diferencia a la hora de escoger un arroz en la carta de un restaurante o cuando planificamos las recetas en nuestra casa, pero no es lo mismo un arroz seco que un caldoso o un meloso. ¿Cuál es la diferencia? Visualmente podemos tenerlo más claro, dependiendo de la textura del plato en cuestión, pero en la práctica es necesario ajustar la proporción de arroz y líquido para tener éxito en la mesa. Arroz seco o arroz meloso: trucos para prepararlos

Arroz meloso

Para uno meloso, «si echamos una tacita de café, tres de caldo, y si añadimos un aromático o un vino no hay que pasarse porque corremos el riesgo de que se apodere demasiado». También hay que señalar como muy importante sofreírlo bien «para que haga la capa de sofrito y le cueste romperse». Si añadimos unas briznas de azafrán o de pimentón, «siempre al final porque si no se van a volatilizar».

Arroz seco

En cuanto al arroz seco, vamos a poner dos tazas de caldo por una de arroz. «Lo que hacemos con el seco es llevarlo a fuego fuerte en paellera tres o cuatro minutos para terminarlo completamente al horno durante 10 o 12, entre 160 y 180 grados; la ventaja del horno es que el calor llega a todos los sitios por igual y se seca más rápido; dejar reposar dos minutos y a comer».

Arroz seco o arroz meloso: trucos para prepararlos

 

2 Comentarios

  1. gracias

  2. muy buen tip

Escribe un comentario

Colaboradores

DELICATESSEN