Consejos para una barbacoa saludable

Consejos para una barbacoa saludable

Hoy os muestro algunas reglas a seguir para una buena y saludable barbacoa en todos los sentidos

El placer de una buena barbacoa es absolutamente innegable. Será porque es uno de esos escasos momentos en los que puedes permitirte estar rodeado de familiares y amigos, será también porque después de todo te pones el delantal y cuidas de las brasas que nos hace sentir un poco ‘chef’. Pero ten cuidado, porque tienes que seguir una serie de reglas para preparar una parrilla profesional real, también es importante pensar en la salud. Aquí tenemos cuatro simples sugerencias para una barbacoa no solo muy buena, sino también respetuosa con nuestro bienestar físico. Vamos a verlos juntos.

No solo hay carne Uno de los principales problemas relacionados con la parrilla se encuentra en las temperaturas que emanan de las brasas. Cocinar (y a veces quemar) carne a fuego alto a más de 150 grados, por ejemplo, puede causar la formación de carcinógenos llamados aminas heterocíclicas . La solución? Opta por verduras como pimientos y berenjenas, que no desarrollan esta sustancia.

O para ciertos tipos de pescados crustáceos y vieiras. O, para los más atrevidos, elije fruta: el melón a la parrilla es algo que debes probar.

Y en cualquier caso, sirve la carne correcta, las carnes rojas y procesadas tienden a ser las menos saludables. Los nitritos y nitratos contenidos en ellos, de hecho, pueden reaccionar con los otros componentes de la carne y dar lugar a nistrosaminas, otras sustancias potencialmente cancerígenas. ¿Qué hacer, entonces? Es mejor elegir carnes blancas, como pollo o pavo. Un solomillo o unas costillas, en este sentido, parecen más saludables que la salchicha clásica o la panceta que son muy grasas.

Mejor no exagerar con la cocina. 

En resumen, tendremos que tener especial cuidado en mantener a raya el fuego y la temperatura de la parrilla. Esto se debe a que, de acuerdo con una investigación que proviene directamente de Harvard, algunas de las toxinas producidas por las barbacoas podrían incluso promover el inicio de la diabetes tipo 2. En última instancia, mejor un filete poco hecho o como mucho al punto que cocinado en exceso.

Marinar para proteger

Además de hacer que la carne sea más sabrosa, el marinado adecuado también puede ayudar en el frente del bienestar. Dejar la carne en aceite, agua, vinagre y varias especias durante al menos 30 minutos puede bloquear al menos parcialmente la formación de aminas heterocíclicas. La pimienta y el ajo, pero también el romero, el orégano y el tomillo, pueden ser elementos perfectos tanto en términos de sabor como de salud.

Consejos para una barbacoa saludable

Foto: Pixabay

 

Escribe un comentario