Cómo freír un huevo estilo inglés

Cómo freír un huevo estilo inglés

Un huevo perfectamente frito no es demasiado graso. Su blanco no es demasiado firme o gomoso y la yema se derrama cuando la cortas. Usa los huevos más frescos posibles y retíralos del frigorífico antes de cocinarlos para permitir que alcancen la temperatura ambiente.

Agregua una pizca de aceite y una nuez de mantequilla a una sartén y coloca a fuego medio. Cuando la mantequilla comience a formar espuma, agrega los huevos en la sartén, teniendo cuidado de no romper las yemas

Fríe el huevo hasta que los blancos estén opacos pero la yema aún esté líquida. Si aún queda un poco de blanco sin cocer alrededor de la yema, con una cuchara vierte la grasa caliente de la sartén sobre la parte superior, esto cocinará el blanco sin sobrecocinar la yema

Para una yema firme, el mejor método es colocar una tapa sobre la sartén para crear una atmósfera humeante que cocine el huevo desde arriba y desde abajo

Sazonamos con sal marina y servimos inmediatamente

Variaciones
Las mismas instrucciones se aplican a huevos de pato, huevos de gallina o de codorniz, pero los tiempos variarán debido al tamaño de los huevos.

Sugerencias
Los huevos fritos no son sólo para el desayuno: los espárragos blanqueados y mojados en una yema líquida son un buen comienzo, y ¿quién podría olvidar el clásico jamón con huevo frito encima? o un huevo de pato frito con un hash de bacon ahumado, como también un huevo de pato frito y virutas de queso parmesano por encima

Cómo freír un huevo estilo inglés

 

Escribe un comentario